Rizzo no refuta los cargos en su contra; podría enfrentar de 10 a 12 años de cárcel

Rizzo podría ser sentenciado a entre 10 y 12 años de cárcel. Foto: zimbio.com
Rizzo podría ser sentenciado a entre 10 y 12 años de cárcel. Foto: zimbio.com

Redacción de Latinocalifornia.com

Robert Rizzo, el exadministrador de la ciudad de Bell, acusado de ser el autor intelectual del esquema de corrupción que permitió a los miembros del Concejo de esa ciudad pagarse a sí mismos sueldos estratosféricos, no refutó las 69 acusaciones en su contra.

La jueza Kathleen Kennedy dijo que sentenciará a Rizzo a entre 10 y 12 años de prisión el próximo 12 de marzo.

Rizzo había solicitado a la jueza que el proceso en su contra se mudara fuera del condado de Los Ángeles, pero la petición fue rechazada.

Al conocerse la declaración de Rizzo,  la fiscal del distrito, Jackie Lacey, afirmó que  “aunque estábamos preparados para juzgar a Rizzo y teníamos confianza de que  íbamos a  probar su culpabilidad, nos da gusto que haya aceptado responsabilidad total por el daño irreparable que causó a la gente de Bell”.

La fiscal agregó que la sentencia para Rizzo, quien se había adjudicado un sueldo anual de $800,00 antes de que renunciara en julio de 2010, es la más larga que se ha dictado para un acusado de corrupción pública desde el establecimiento de la División de Integridad Pública.

Para el próximo lunes  está pendiente el juicio en contra de la asistente de Rizzo, Angela Spaccia.

Otros cinco funcionarios han sido ya convictos por diversos cargos de corrupción. El exalcalde Oscar Hernandez y los exconcejales George Mirabal, Teresa Jacobo, George Cole y Victor Bello están a la espera de ser enjuiciados nuevamente porque en el proceso original el jurado no pudo llegar a un veredicto.

Hernández, Jacobo y Mirabal están acusados, cada uno, de cinco cargos de  apropiación indebida de fondos públicos. Se les exoneró de otras cinco acusaciones. Cole está acusado de dos cargos y fue absuelto de otros dos, en tanto que  sobre Bello pesan cuatro acusaciones y se le exoneró de cuatro.

El único absuelto en forma total fue el exconcejal Luis Artiga.

Los abogados defensores sostienen que sus clientes fueron acusados de manera equivocada y que trabajaron duro para ganar sus salarios, que ascendían  a unos cien mil dólares al año.

 

 

Comments

comments

Leave a Reply

Your email address will not be published.