En el sureste de LA pedirán fin al decomiso de autos, antes de que entre en vigor la ley AB 60

Momento en que el gobernador Jerry Brown firma la ley para conceder licencias de manejo a los inmigrantes irregulares. Foto: Bertha Rodríguez.
Momento en que el gobernador Jerry Brown se dispone a firmar la ley para conceder licencias de manejo a los inmigrantes irregulares en el edificio del Ayuntamiento de LA. Foto: Bertha Rodríguez.

Bertha Rodríguez/Latinocalifornia.com

Autoridades del sureste de Los Ángeles pedirán la suspensión inmediata del decomiso de vehículos por parte de los departamentos de policía y del sheriff, este último con jurisdicción en el condado angelino, mientras entra en vigor la ley que otorga licencias de manejo a los indocumentados en California.

Durante la firma de la citada ley por parte del gobernador de California, Jerry Brown, el concejal de Maywood, Felipe Aguirre,  informó que funcionarios electos de ciudades como Maywood, Bell y Cudahy se reunirán con el jefe del Sheriff, Lee Baca para pedirle que suspenda el decomiso de autos en todo el condado en tanto entra en vigor la ley AB 60.

En Maywood, una pequeña ciudad localizada en el sureste angelino, la incautación de vehículos afectó durante una década a miles de conductores sin papeles,  hasta que en el 2005 la comunidad logró sacar del gobierno municipal a concejales que habían sido acusados de ser parte de una red que incautaba vehículos de indocumentados a través del departamento de policía.

Según reportes periodísticos, de 1995 al 2005, agentes del entonces Departamento de la Policía de Maywood (MPD), confiscaron alrededor de 19 mil vehículos que circulaban en las calles de la ciudad, así como en Cudahy, donde también patrullaban. Organizaciones locales denunciaron que la oficiales de la policía estaban coludidos con la empresa de remolque Maywood Club Tow.El 23 de noviembre de 2005, al ser electos como concejales Sergio Calderón, Tomás Martin  y Felipe Aguirre, aprobaron una resolución mediante la cual los decomisos de vehículos a personas sin licencia fueron suspendidos.

En julio del 2010, el concejo disolvió el departamento policiaco y sus servicios fueron sustituídos por el Departamento del Sheriff del condado.

Los residentes de las ciudades del sureste transitan de una localidad a otra ya que geográficamente estas ciudades son pequeñas; en el caso de Maywood y Cudahy, comparten una extension de  aproximadamente tres kilómetros cuadrados cada una y tienen una población de alrededor de 70 mil personas, entre las dos.

“Nosotros ya lo tenemos pensado desde hace mucho tiempo pero vamos a hablar con el Sheriff Lee Baca para que no decomise los vehículos a nivel del condado”, indicó Aguirre.

Luego de considerar que ya era tiempo de que el gobernador hiciera justicia a los inmigrantes aprobando la ley de las licencias, Aguirre dijo que la acción de Brown también favorece al mismo mandatario, ya que él buscará su reelección el próximo año cuando sean las elecciones estatales.

 

Comienza la justicia para migrantes

Uno de los funcionarios electos a quien se le dió reconocimiento por el logro de las licencias de manejo fue el actual concejal de Los Angeles, Gil Cedillo, quien desde hace casi 20 años mientras era parte del congreso estatal, introdujo la propuesta legislativa nueve veces sin lograrlo, lo que le dio el mote de “el hombre de una sola propuesta”. Durante su intervención, Gedillo dio un reconocimiento a Nativo López y a los fallecidos Bert Corona y Marco Firebaugh, así como a sus padres y su esposa.

 

El activista proinmigrante Nativo López, quien desde 1995, promovió la idea de otorgar licencias de manejo a personas sin documentos indicó que las organizaciones que abogan a favor de los migrantes hacen un llamado al alcalde de Los Angeles, Erick Garcetti, para que también ponga fin al decomiso de vehículos.

 

El activista señaló que la aprobación de la ley fue posible gracias al trabajo de varias organizaciones proinmigrantes en ciudades como San José, San Francisco y Los Angeles.

 

Reconoció también el trabajo de los senadores Kevin de León, Lou Correa y Ricardo Lara, así como los asambleístas John Pérez y Luis Alejo (demócrata por Watsonville y quien presentó la iniciativa de ley).

 

La ley aprobada por el gobernador permite al Departamento de Vehículos Motorizados (DMV) emitir licencias de manejo a inmigrantes indocumentados a partir del 1 de enero del 2015. Las licencias incluirán una marca distintiva que las diferenciará de las licencias regulares, como las letras DP o privilegio de conducir en lugar de DL o “licencia de manejo”.

 

Esta ley exige a los conductores adquirir un seguro de auto, que el vehículo sea registrado y respetar las leyes de tráfico.

 

El decomiso de vehículos ha sido una de las barreras más difíciles que miles de inmigrantes han enfrentado en todo el país para poder ir a sus trabajos y desempeñar sus ya de por sí pesados trabajos en los servicios y producción de bienes.

 

 

 

 

 

 

Comments

comments

Leave a Reply

Your email address will not be published.