Mexicoamericano recobró su título de la UFC

Al final de la pelea, Junior  Dos Santos reconoció que el constante seguimiento, golpes e intenciones de llevar la pelea a la lona mostradas por Caín Velásquez  fueron lo que le complicó la pelea y en una demostración de todo un profesional lo felicitó y reconoció que el México-americano había sido el mejor el día de ayer. Foto: Cortesía de Cristian Echeverría de UFC.

Caín Velásquez cobra cara su derrota de 64 segundos en el 2011 y apalea por 25 minutos al ahora excampeón.

Redacción de Latinocalifornia

El brasileño, Junior Dos Santos (15-2), pagó cara la derrota de 64 segundos que le propinó al México-americano, Caín Velásquez (12-1), en noviembre del 2011.

Esa noche Caín no sólo perdió el título mundial de los pesados en las Artes Marciales Mixtas (AMM) sino que su demostración había sido una decepción para  FOX y UFC quienes presentaban por primera vez y por televisión abierta una pelea estelar en vivo para atraer más audiencia.

Sin embargo, la noche del sábado en el hotel MGM de Las Vegas, Caín finalmente tuvo su revancha que le ayudó a recobrar su título mundial, le dio una paliza a Junior que lo mandó al hospital y confirmó que es el número uno en la categoría de los pesados de la UFC.

De principio a fin, Caín apabulló al brasileño que no le daba tiempo ni de respirar ante el constante embate de golpes que parecieron confundir al campeón y que aunque respondió en algunas ocasiones, no logró hacer el más mínimo daño al México-americano.

En el primer round Caín acomodó un derechazo a Junior con el que lo mandó a la lona y pareció marcar la pauta de los cinco asaltos ya que Junior dilató en recuperarse y a partir de ese momento la superioridad y hambre de triunfo parecieron estar del lado del retador.

Durante casi toda la pelea Caín golpeaba y buscaba mandar a su contrincante a la lona, consiguiéndolo en varias veces, situación que complicó a Junior y le impidió hacer su pelea, ya que inclusive, en el boxeo, habilidad donde se supone es superior, se vio superado por el México-americano.

En el último asalto, Caín volvió a llevar a la lona al campeón donde le propino una serie de golpes que hacían daño en la cara de Junior, pero que no lo daban por derrotado y aunque parecía lastimado y sin mucha fuerza, el brasileño trataba de responder, pero sin mucho éxito.

El combate terminó y la decisión fue más que obvia, los jueces le dieron por unanimidad la victoria a Caín Velásquez (50-43, 50-44, y 50-45), quien se proclamó por segunda ocasión como Campeón Completo de UFC.

Al final de la pelea, Junior reconoció que el constante seguimiento, golpes e intenciones de llevar la pelea a la lona mostradas por Caín fueron lo que le complicó la pelea y en una demostración de todo un profesional lo felicitó y reconoció que el México-americano había sido el mejor el día de ayer.

Sin embargo, y al igual que el año pasado Caín había dicho que regresaría por su cinturón, Junior indicó: “Caín Velásquez como tú lo dijiste antes, voy a regresar y retomaré mi cinturón otra vez”.

Por lo pronto los representantes de Junior dijeron que tomaría un tiempo para que se volviera a dar la revancha ya que debido a la golpiza, el brasileño necesitaría un tiempo para recuperarse.

Comments

comments

Leave a Reply

Your email address will not be published.