Jorge Ramos destaca por qué Univision debe hablar con la verdad ante el poder

America’s Voice

Washington, DC – El reconocido presentador de noticias de Univision, Jorge Ramos, ha escrito una importante columna en la que critica a su empleador y destaca las implicaciones sobre lo que está en juego, tras la reciente débil entrevista a Donald Trump y preguntas relacionadas en torno a la dirección de la cadena bajo sus nuevos propietarios. Ramos es quizá la figura hispana más reconocida y querida entre los hispanos en este país, y quien dejó su carrera periodística en México, su país de origen, con el fin de buscar, según él, una mayor libertad de prensa. A principios de este mes, America’s Voice se unió a más de 80 organizaciones en una carta enviada a los ejecutivos de Univision exigiendo responsabilidad y más altos estándares periodísticos.

Según Vanessa Cárdenas, Directora Ejecutiva de America’s Voice:

“Felicitamos a Jorge Ramos por comentar sobre la desastrosa entrevista de Univision con Donald Trump y sobre las peligrosas implicaciones que la misma conlleva. Trump representa una amenaza particular para las comunidades latina e inmigrante debido al alcance y los peligros de su propuesta agenda de política pública y por su imprudente discurso de odio que ha generado y seguirá generando violencia contra los inmigrantes y contra cualquier persona que no sea considerada estadounidense. La visión de Trump para Estados Unidos no solo representa una amenaza para el progreso en materia de inmigración, sino que supone una transformación fundamental de quiénes somos como nación y de nuestra democracia. Para afrontar este momento la prensa tiene que realizar un trabajo de alto nivel, encarar al poder y centrarse minuciosamente en lo que está en juego y en las implicaciones de una segunda presidencia de Trump”.  

Compartimos algunos extractos de la columna de Jorge Ramos, El peligro de no confrontar a Trump’:

“Nuestro trabajo como periodistas es cuestionar a los que tienen el poder. Para eso estamos los reporteros.

No podemos normalizar un comportamiento que amenaza a la democracia y a la comunidad hispana, ni ofrecerle a Trump un micrófono abierto para que difunda falsedades y sus teorías de conspiración. Hay que cuestionar y verificar (fact-check) todo lo que hace y dice.

Por eso es muy peligroso no confrontar a Trump. Y por eso es nuestra obligación moral enfrentarlo cada vez que existe una oportunidad periodística de hacerlo. Pero entiendo que no todos piensan igual y abro aquí el debate.

Estoy convencido que los periodistas tenemos dos grandes responsabilidades: una, reportar la realidad tal y como es, no como quisiéramos que fuera; y dos, cuestionar y exigir una rendición de cuentas a los que tienen el poder.

Por supuesto, no debemos ser partidistas y estamos obligados a darle espacios a todos los candidatos para las elecciones del 5 de noviembre del 2024. Pero, al mismo tiempo, no podemos renunciar a nuestra responsabilidad de hacer preguntas duras y precisas. Para eso es el periodismo. Y estos principios periodísticos se aplican a todos.

La democracia es algo que se debe defender todos los días. Y para los periodistas la manera de hacerlo es preguntando. Aunque duela. Aunque incomode”. 

Fuentes adicionales:

Jorge Ramos

Comments

comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *