how to treat alopecia

Facebook
Twitter
Google +1
LinkedIn

La primera semana de Trump ha sido un desastre

|

27 de enero, 2017

|
La primera semana de Trump ha sido un desastre
Donald Trump ha pasado su primera semana firmando controversiales órdenes ejecutivas, enfocadas a perjudicar a grupos específicos y países como México y al menos siete naciones de mayoría musulmana. Foto: Tomada de internet.

Donald Trump ha pasado su primera semana firmando controversiales órdenes ejecutivas, enfocadas a perjudicar a grupos específicos y países como México y al menos siete naciones de mayoría musulmana. Foto: Tomada de internet.

Lynn Tramonte/America’s Voice

¿Ha sido realmente solo una semana?

La primera semana de Trump ha sido un desastre. Ha dado tumbos de tema en tema, tratando de deshacer de un plumazo años de progreso que nuestro país ha logrado en materia de acceso a la salud, el medio ambiente y la inmigración.

Está actuando más como un rey que como un presidente. Trump firmó, uno tras otro, decretos radicales que cambiarían dramáticamente el rumbo de nuestro país, sin consultar absolutamente a nadie. Está actuando más como un monarca que como el presidente de una democracia.

Asegura que quiere representar a todo el país, incluyendo a la mayoría de estadounidenses que no votaron por él, pero eso es claramente otra mentira. En lugar de ello, está probando ser tan extremista como lo fue durante la campaña.

¿El resultado? Imprudente caos. Las propuestas de Trump son imprudentes y peligrosas. Derivarán en caos.

Consideremos el tema migratorio. Él sigue adelante con una Fuerza de Deportación, triplicando la cantidad de agentes para deportar y desechando las actuales prioridades del Departamento de Seguridad Nacional, de tal modo que cada inmigrante indocumentado —sin importar sus vínculos familiares ni sus contribuciones— se convierte en sujeto de persecución.

Quiere cancelar nuestro compromiso de proteger a refugiados que necesitan seguridad y proclamar de facto la prohibición a musulmanes, lo que solo enardecerá más a nuestros enemigos. Está destruyendo la Estatua de la Libertad y los valores estadounidenses más preciados.

Trump y su círculo más íntimo han puesto una mordaza a las agencias federales y están atacando la Primera Enmienda. Personal experimentado está renunciando luego de tratar de trabajar unos cuantos días en el nuevo gobierno.

La seguridad de nuestro país está en riesgo con tan imprudente y caótica persona al frente.

Verdades incómodas no son “hechos alternativos”. Son mentiras. ¿Cómo responde Trump a hechos que no le gustan? Verdades incómodas, como la “baja energía” de la gente que asistió a su investidura y el hecho de que perdió el voto popular, han comprobado una vez más cuán quisquilloso es. En lugar de actuar con nobleza, él y su equipo recurren a las mentiras descaradas.

Trump se está dejando en vergüenza a sí mismo, a su gobierno y a nuestro país, y solo ha sido presidente por una semana.

Cada día un conflicto de interés. La prohibición de facto de Trump a la entrada de musulmanes se enfoca en ciertos países, pero deja fuera a naciones donde él y su familia hacen negocios. Expertos en seguridad nacional están denunciando esta política porque enciende el sentimiento antiestadounidense y de hecho no detendrá a los terroristas.

Los estadounidenses también están indignados por los continuos conflictos de interés de Trump. Eso es solo lo más reciente.

Sabemos que las cortes nos respaldan, pero la pregunta es: ¿cuánto daño podrá hacer este gobierno —a nuestro país, a la seguridad, a la salud, a las familias y a nuestros valores— antes de que el equilibrio de poderes se haga notar?

Comments

comments

Share This Article

Otras Notas

Cien días de la invariable agenda antiinmigrante de Trump
Cien días de la invariable agenda antiinmigrante de Trump
La Fuerza de Deportación de Trump no se enfoca en los ‘Bad hombres’
La Fuerza de Deportación de Trump no se enfoca en los ‘Bad hombres’
King, el cervecero antiinmigrante de Iowa
King, el cervecero antiinmigrante de Iowa

Conéctate con los columnistas