how to treat alopecia

Facebook
Twitter
Google +1
LinkedIn

La Gaviota, una pesada carga

|

01 de abril, 2015

|
La Gaviota, una pesada carga
María Luisa Arredondo.

María Luisa Arredondo.

Cuando se dio a conocer el matrimonio entre Enrique Peña Nieto y Angélica Rivera, muchos consideraron que se trataba de un enlace arreglado puesto que la actriz era la mujer perfecta para realzar  la imagen del entonces aspirante a la presidencia de México.

Gracias al papel de la Gaviota, que protagonizó en  la telenovela ‘Destilando Amor”, Rivera estaba en la cima de su popularidad cuando contrajo nupcias con Peña Nieto, quien en esa época era todavía gobernador del Estado de México.

Al llegar a Los Pinos, Rivera atrajo casi de inmediato los reflectores internacionales. Luego de acudir al Vaticano al acto de asunción del Papa Francisco, la publicación Vanity Fair la catalogó como la séptima primera dama mejor vestida a nivel mundial.

Todo indicaba que, al menos en lo que se refería a imagen, la actriz era un activo para Peña pues tenía experiencia de sobra para desenvolverse con aplomo en el escenario público.

El problema fue, justamente, que Rivera tenía demasiada confianza en sí misma y comenzó a manejarse como si fuese todavía una estrella de telenovelas.

Acostumbrada a las cámaras, Rivera no tuvo empacho en conceder a la revista Hola una entrevista en su residencia de Las Lomas, donde además de contar una historia rosa sobre su relación con el presidente, presumió la casa que acababa de comprar para vivir con Peña y sus hijos cuando dejaran Los Pinos.

Craso error. Ese fue el detonador de la investigación que realizó el equipo periodístico encabezado por Carmen Aristegui que puso al descubierto el conflicto de interés entre el gobierno de Peña Nieto y el dueño original de la propiedad, Juan Armando Hinojosa, uno de los principales contratistas de su gobierno.

Para salir del paso a las severas críticas que se generaron a raíz de la llamada “casa blanca”, Peña Nieto le pidió a su esposa que explicara el origen de la compra en un video que prácticamente nadie creyó y que resultó ser el hazmerreír de medio mundo. Según una encuesta de Reforma, el 70% dijo que no le había convencido la versión de Rivera.

El reciente viaje de la pareja al Reino Unido, en el que Rivera y sus hijas hicieron gala de derroche en su arreglo personal fue otro grave desacierto. Un reportaje de 21 páginas de la revista Hola  indica que la reaparición de la primera dama fue “impactante y estilosa”. El problema, a los ojos de millones de mexicanos, es que el dinero que se gastó fue del erario público de un país donde abundan la pobreza y la corrupción. Como resultado de esta cadena de errores, la Gaviota ha pasado a ser otro fardo para la administración de Peña Nieto.  Pero a diferencia de cualquier otro de sus colaboradores, para el presidente no será tan sencillo hacerla a un lado.

**María Luisa Arredondo es fundadora y directora general ejecutiva de Latinocalifornia.com

 

 

 

 

 

 

 

Comments

comments

Share This Article

Otras Notas

La encrucijada del Partido Republicano
La encrucijada del Partido Republicano
Elijah Cummings, presente en la defensa de los inmigrantes
Elijah Cummings, presente en la defensa de los inmigrantes
‘Impeachment’ y registro de votantes deben ir de la mano 
‘Impeachment’ y registro de votantes deben ir de la mano 

Conéctate con los columnistas