Legisladores votarán para ayudar fiscalmente a la pequeña empresa

La iniciativa de los legisladores ayudaría a pequeños negocios como el de José Vázquez (derecha) dueño de una tienda para autos en la ciudad de Bell (Foto: Agustín Durán/ Latinocalifornia.com)

(EFE) – El Senado de EE.UU., bajo control demócrata, alista la votación definitiva, previsiblemente para antes del viernes próximo, de un proyecto de ley que otorga créditos fiscales a la pequeña empresa, como parte de sus esfuerzos por espolear la recuperación económica.

La legislación ante la Cámara Alta, que cuenta con el aval de la Casa Blanca, pasó ya una prueba clave dentro del proceso legislativo, después de que los senadores votaron 80-14 a favor de proceder a la  votación definitiva esta semana.

Entre otros elementos, la iniciativa, que conlleva un costo de alrededor de 28,000 millones de dólares, incluye un crédito tributario del 10 %, con un límite de hasta cinco millones de dólares, para empresas que registraron un incremento en su nómina este año.

También permite que las empresas deduzcan de su declaración de impuestos la compra de equipos de alto valor, con el objetivo de incentivar la creación de empleos, según los partidarios de la medida.

Según el líder de la mayoría demócrata del Senado, Harry Reid, el plan demócrata premiaría a las pequeñas empresas que contraten a nuevos empleados o realicen aumentos salariales, además de que potenciaría el crecimiento de esas compañías.

La medida será sometida a votación en unos momentos en que ambos partidos se encuentran enzarzados en agrias disputas sobre cómo reactivar la economía y sobre el futuro de los recortes tributarios promulgados durante la presidencia de George W. Bush que vencen a finales de año.

El presidente Barack Obama, que se presenta ante el electorado como el paladín de la clase media, promueve la extensión de los recortes tributarios de la era de Bush pero solo para personas que perciben hasta 250,000 dólares anuales.

Durante un acto electoral en Cedar Rapids (Iowa), Obama consideró hoy que es de sentido común mantener los recortes de impuestos «para el 98 % de los estadounidenses que trabajan duro y no pueden darse el lujo de un aumento de impuestos».

No tiene sentido, por contra, «otorgar recortes tributarios por un billón de dólares para gente que no lo necesita y ni siquiera los está pidiendo», aseguró Obama, al repetir su acusación de que los republicanos buscan favorecer también a los más ricos.

Por su parte, el virtual candidato presidencial republicano, Mitt Romney, dijo en un acto electoral en Grand Junction (Colorado), que la propuesta de Obama perjudicará la creación de empleos.

«La sola idea de aumentar los impuestos a los pequeños negocios y los creadores de empleos en unos momentos en que necesitamos crear más empleos es el tipo de cosas que solo se le podrían ocurrir a un liberal extremo», argumentó Romney.

Share and Enjoy !

0Shares
0 0 0

Comments

comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *